Tal vez en algún momento te hayas topado con la necesidad de crear algún fondo para tu protector de pantalla, para un logo o para algún cartel, tal vez no. De cualquier forma, en este pequeño tutorial vamos a aprender algunos tips para dibujar tu propio fondo en el editor de imágenes GIMP, que es mas o menos la versión equivalente a photoshop en software libre.

 

1. Abre el editor GIMP, una vez hecho da un clic en Archivo, elige la opción Nuevo, puedes establecer la anchura y altura de tu documento.

GIMP trabaja con capas, tu puedes crear las capas necesarias para lograr los efectos necesarios. En la parte drecha podrás encontrar un menú de capas.

2. En la primera capa vamos a rellenar con el color de nuestra preferencia, este color será plano. Para poner el color vamos al menú de herramientas que está a la izquierda de nuestra pantalla, seleccionamos la herramienta de relleno que está representada por un bote de pintura; para cambiar el color de relleno damos clic en el cuadro de color que está debajo de las herramientas, a continuación aparecerá un menú de colores a escoger.

3. Agregamos una nueva capa dando clic el icono de agregar capa que está en el menú de capas, a continuación aparecerá un menú de opciones de capa, elegimos la opción de transparencia, las medidas que aparecen son las mismas que de la capa anterior.

 

4. Ahora que tenemos nuestra nueva capa con transparencia, podemos añadir todo tipo de trazos con nuestra herramienta de pincel que se localiza también en la parte izquierda de la pantalla, verás que si le das clic el recuadro de opciones de herramienta presentará diferentes tipos de pincel, opción de cambiar el tamaño, opacidad, ángulo, etc. Para cambiar el color, nuevamente seleccionamos el cuadro de color debajo de las herramientas y ya sabemos que hacer.

Con el pincel podemos hacer diferentes efectos, se puede jugar con los colores para crear nociones de profundidad y degradados. En nuestro ejemplo, aplicamos manchas con el pincel en diferentes tonos, la primera, que es la del fondo y mas clara, de un color ocre obscuro, mancha toda la superficie. Después obscurecimos a un tono mas rojizo y manchamos sin tocar el centro; las últimas dos son tonalidades de color vino en las orillas de nuestro fondo. Creamos una especie de degradado con variaciones ocre y rojizas que en general conforman una paleta de colores cálidos.

También puedes cambiar de pinceles para formar nuevos efectos

5. Al tener dos o mas capas en nuestra imagen, podemos hacerla interactuar de diferentes formas si vamos al menú de capa, en la parte superior hay un icono que dice modo y a continuación un botón, si le damos clic desplegará diferentes opciones que pueden resaltar, obscurecer, opacar, aclarar, etc. los colores.

También podemos hacer que nuestro fondo interactúe con imágenes incrustadas en una nueva capa

6. Una vez que estemos conformes con nuestro trabajo, exportamos la imagen para que podamos enviarla, abrirla en otros programas, la opción está en Archivo: Exportar. Lo mas recomendable es el formato PNG que respeta nuestras transparencias.

Esperamos te haya gustado el tutorial y que sea de provecho para familiarizarse con los programas de diseño en software libre.